Tu bebé tiene muchos nuevos sabores por descubrir

Comer es un viaje de descubrimientos para tu bebé. Ahora que empiezan a comer comida solida, usarán todos sus sentidos para tocar, oler, probar e incluso los sonidos de todo lo que colocas frente a ellos.

Algunas cosas terminarán en sus bocas y otras tantas en el suelo, pero no te preocupes es parte del aprendizaje.

Las primeras comidas solidas

La rutina a la hora de comer de tu bebé está cambiando. Ahora pueden sentarse en una silla alta en la mesa con la familia y descubrir nuevos y diferentes alimentos con sus dedos o la cuchara.

Ellos disfrutarán descrubiendo mientras comen una diversa variedad de alimentos como pasta, frutas, vegetales, queso, carne, huevos y postres.

Preparándose para la hora de comer

Tu primer prioridad es mantener a tu hijo seguro mientras come, y mantenerlo en su silla alta para comer. Tu bebé se sentirá feliz y tranquilos si:

-      Se sienten seguros

-      Se sientan cómodamente

-      La bandeja se ajusta a la altura correcta

Para ayudarlos a mantenerse enfocados en explorar su comida y disfrutar la experiencia de comer, retira cualquier distracción como juguetes o la televisión.

Comidas juntos

Es mejor si puedes sentarte junto con tu bebé durante la hora de comer. A ellos les encantará copiar y aprender lo que hacen otros miembros de la familia. Algunas veces solo serán ustedes dos así que disfruten su tiempo juntos.

Es importante siempre quedarte con tu bebé a la hora de la comida. De vez en cuando habrá algo de tos mientras se familiarizan con nuestras texturas. Evita algunos alimentos como nueces y uvas enteras, éstos no son adecuados para bebés debido a que puedan causar asfixia.

Nuestras sillas para comer mantendrán a tu bebé seguro mientras descubren nuevos alimentos. El resto depende de ti.

CRAWLERS